Labrador Retriever: Guía completa de la raza y su historia

No se puede negar que el Labrador Retriever es una de las razas de perro más populares de todos los tiempos. Los Labradores Retriever tienen una historia como perros de trabajo, ya que su pelaje y su cola están diseñados específicamente para sumergirse en aguas heladas para atrapar peces y patos.

Su personalidad vivaz y su rápido aprendizaje les ha dado aún más trabajo en los últimos años, desde la detección de bombas hasta servir como perros de asistencia para gente ciega y con necesidades especiales. Sin embargo, los labradores también son ideales como perro de familia.

Esta raza es un perro amistoso, leal y cariñoso que encaja perfectamente en cualquier hogar. Los labradores se llevan bien con casi todo el mundo. Descubre si el labrador es adecuado para ti y tu familia a continuación en nuestra guía completa del Labrador Retriever.

Labrador Retriever Negro características

Historia del Labrador Retriever

El Labrador Retriever fue llamado originalmente el «perro de agua tradicional» de Terranova. Los pescadores solían tener este perro como ayudante. También solían trabajar como recuperadores de patos y peces.

Sus habilidades en la recuperación llamaron la atención de los nobles ingleses a principios del siglo XIX, que llevaron la raza a Inglaterra. Poco después, el labrador empezó a ser bastante popular.

Los criadores británicos siguieron perfeccionando la raza en la segunda mitad del siglo XIX. Los criadores se centraron en desarrollar un pelaje corto, denso y resistente a la intemperie para que los labradores pudieran nadar incluso en aguas frías y heladas.

Con el tiempo, los labradores fueron capaces incluso de recuperar peces en las aguas heladas del Atlántico Norte. Los Labradores también adquirieron una «cola de nutria», que actúa como un potente timón cuando nadan.

Otro punto principal de la estandarización del Labrador siempre ha sido su personalidad. Han sido criados para ser amables, extrovertidos y gentiles.

Lo que puede chocar a los amantes de los perros es que la raza del labrador estuvo a punto de extinguirse en la década de 1880. Gracias a muchas familias inglesas de la época, a menudo se les atribuye haber salvado la raza. A pesar de la utilidad del perro en Terranova, las restricciones y las leyes fiscales hicieron que la raza disminuyera en los hogares. A las familias no se les permitía tener más de un perro, de lo contrario, se les cobraban muchos impuestos.

El rápido aprendizaje y la encantadora personalidad del Labrador Retriever contribuyeron a su aumento de popularidad en Europa. El United Kennel Club (UKC) de Inglaterra reconoció la raza en 1903. Poco después, el American Kennel Club (AKC) registró al Labrador en 1917.

Características físicas del Labrador Retriever

El Labrador Retriever es un perro atlético y fuerte, perfecto para su antigua función como perro de caza. Para cazar mejor las aves acuáticas en condiciones difíciles, el Labrador Retriever ha desarrollado un pelaje denso y resistente a la intemperie y unas mandíbulas poderosas.

Sin embargo, son sus simpáticos ojos los que más destacan. Los labradores también tienen una sonrisa característica que puede alegrar el día a cualquiera. Sigue leyendo más sobre Guía completa del labrador retriever.

Tamaño

Los labradores se consideran perros de tamaño medio. Suelen medir entre 55 y 60 centímetros de altura hasta los hombros. Los labradores machos pueden pesar hasta 28-35 kg, mientras que las hembras pueden alcanzar 25-31 kg.

Cuerpo

Los labradores tienen un pecho moderadamente ancho, lo que permite un movimiento sin restricciones de las extremidades delanteras y una excelente resistencia. Tienen cuartos delanteros musculosos, lo que ayuda a su coordinación y equilibrio. Sus cuartos traseros son fuertes, lo que les ayuda a moverse y correr sin esfuerzo.

Cola

La cola es una de las características más distintivas del labrador. Su cola es gruesa en la base y se estrecha hacia la punta. A menudo se lleva recta, pero no rizado. Debe ser de longitud media, equilibrada con el resto del cuerpo de la raza.

Cabeza

El Labrador Retriever tiene un cráneo ancho con una cabeza en forma de cuña. Su nariz es ancha y  sus orejas son proporcionales. El American Kennel Club describe los ojos marrones oscuros de la raza como «amistosos».

Personalidad del Labrador Retriever

El Labrador Retriever se ha convertido en una de las razas de perros más populares del mundo, gracias a su personalidad relajada, cariñosa y amistosa. También tiene un alto nivel de energía que lo hace ideal para muchos hogares y familias.

Es un perro que puede ser tranquilo y respetuoso en casa y muy animado cuando tiene otras personas con las que jugar. Los labradores debidamente adiestrados son obedientes y disfrutan aprendiendo, lo que los convierte en grandes compañeros para casi todas las familias y hogares.

Los Labradores Retriever adoran a las personas y disfrutan estando con otros perros. Los labradores son una raza social que siempre querrá estar rodeada de otros siempre que sea posible. Querrán acompañarte a todos lados y acurrucarse contigo en el sofá mientras ves la televisión o duermes. Ojo, el labrador puede ser bastante «adicto» al sofá cuando se trata de pasar tiempo con la familia.

Se suele decir que el único trabajo en el que los labradores no destacan es el de perro guardián. Esto se debe a que los labradores suelen saludar a los extraños con un sentido de curiosidad y alegría con sus personalidades agradables y amistosas.

Sin un tiempo de vinculación activo, los Labradores Retriever podrían recurrir a comportamientos destructivos. Esto se debe principalmente al aburrimiento y la soledad. También podrían empezar a ladrar constantemente, esperando llamar su atención para que juegue con ellos.

Ejercicios del Labrador Retriever

Los Labradores Retriever necesitan mucho ejercicio para sacar toda su energía. Sin el suficiente ejercicio, tu labrador se sentirá frustrado e inquieto. Estos comportamientos suelen traducirse en masticar, escarbar y arañar. Afortunadamente, hay muchas actividades que tu labrador disfrutará para mantenerlo alejado de los problemas.

Los labradores necesitan al menos 1-2 horas de ejercicio al día para mantenerse sanos y felices. Deberías llevarlos a dar paseos diarios, pero si dispones de más tiempo, llévalos a una ruta de senderismo o al parque.

A los labradores retriever les encanta explorar. Estar al aire libre le da a tu cachorro un subidón. También puedes jugar con tu labrador lanzándole la pelota o palos para estimularlo.

A los labradores les encanta nadar e incluso disfrutarán de un chapuzón en la piscina siempre que esté disponible. El patio trasero de una casa o bajos también es un lugar ideal para que tu perro corra y libere la energía acumulada.

Entrenarlos para las competiciones es una forma estupenda de crear vínculos y mantenerlos estimulados. Los labradores destacan en torneos atléticos como las competiciones de agilidad y frisbee, pero muchos también compiten en eventos de obediencia.

Adiestramiento del Labrador Retriever

El Labrador Retriever tiene muchas ganas de aprender, por lo que es bastante fácil de adiestrar. La clave, sin embargo, es entrenar a tu Labrador pronto. Es recomendable que te apuntes a cursos de obediencia básica lo antes posible para que tu cachorro se socialice desde el principio.

Para dar a tu perro un estímulo diario, intenta enseñarle varios trucos. Una vez que tu cachorro haya aprendido las órdenes básicas como «siéntate» y «quédate», puedes enseñarle algunas tareas útiles y divertidas. Por ejemplo:

  • Recuperar comida y bebida de la nevera
  • Jugar al escondite
  • Hacer la croqueta

Te sorprenderás de lo rápido que aprende tu labrador en casa.

Afortunadamente, los labradores son fáciles de adiestrar gracias a su actitud e inteligencia. Se adaptarán rápidamente a la mayoría de entrenamientos de obediencia que se les propongan, incluso cuando son cachorros. Los Labradores Retriever necesitan un adiestramiento consistente y de refuerzo positivo que les anime a escuchar y seguir órdenes.

Labrador Retriever Ejercicios

Problemas de salud del Labrador Retriever

Los Labradores Retriever viven una media de 10 a 12 años. Es muy importante programar visitas regulares al veterinario para que tu perro esté sano. Los chequeos también pueden detectar cualquier complicación a tiempo y conseguir un tratamiento lo antes posible. Estas son algunas de las enfermedades que pueden tener los Labradores Retriever:

Displasia de cadera

La displasia de cadera es una enfermedad que afecta a la movilidad de la articulación de la cadera de tu perro. Básicamente, la articulación de la cadera de tu perro es una rótula. Si la bola se desalinea, puede deformar y degradar la cavidad, lo que lleva a una pérdida de cartílago. Finalmente, se formará tejido alrededor de la articulación, creando espolones óseos y dolores articulares.

Si no se trata, los perros pueden sufrir muchas molestias en el futuro. La displasia de cadera puede provocar cojera o dificultad para caminar. Algunos perros pueden incluso perder toda la movilidad en condiciones más graves si no se llevan al veterinario para su tratamiento.

El factor más común que conduce a la displasia de cadera canina es la genética. Sin embargo, otros factores como el aumento peso o las lesiones también pueden causar displasia de cadera. Los Labradores Retriever también son conocidos por desarrollar displasia de codo, por lo que es importante descartar estas condiciones de salud desde el principio.

Osteocondritis disecante (OCD)

La osteocondritis disecante es una afección que se produce cuando hay un desarrollo anormal del cartílago en el extremo de un hueso de la articulación. Es una afección inflamatoria que hace que el cartílago acabe separándose del hueso subyacente. La OCD se produce con mayor frecuencia en los hombros.

Los perros afectados por la OCD empiezan a cojear. También es posible que se nieguen a utilizar la pata afectada e incluso que griten de dolor si la afección empeora. Busca siempre la hinchazón para poder tratar a tu perro a tiempo.

Luxación rotuliana

La rótula, por lo general monta dentro de la ranura de su fémur en la rodilla. La luxación rotuliana es una lesión cuando la rótula se disloca de la rodilla, lo que puede causar algunas molestias. Esta lesión es una de las condiciones ortopédicas más comunes en los perros, encontrada en el 7% de los cachorros.

La luxación rotuliana puede provocar cojera, al no poder utilizar la pata afectada sin dolor. En los casos más graves, tu perro puede necesitar una intervención quirúrgica para corregir esta afección. Afortunadamente, los veterinarios pueden recetar medicamentos, suplementos o fisioterapia para ayudar a la recuperación y controlar el dolor.

Obesidad

Los Labradores Retriever necesitan mantenerse activos diariamente, o corren el riesgo de convertirse en sedentario del sofá con sobrepeso. Es bastante común que un Labrador no activo gane peso rápidamente y se convierta en obeso.

La obesidad es la enfermedad prevenible más común en los perros, y afecta a cerca del 30% de los cachorros. Es incluso más común en los perros de más edad. La obesidad puede acarrear muchas complicaciones y riesgos para la salud de tu perro, así que asegúrate siempre de que está activo y mantiene una dieta adecuada.

Mudanza de casa con tu perro

¿Cómo cuidar a un Labrador Retriever?

Los labradores retriever son perros amables y simpáticos, pero tienen algunas peculiaridades que deben tenerse en cuenta a la hora de cuidar a esta raza de perro. Debido a su gran afán de recuperación, los labradores son conocidos por empezar a masticar cuando se aburren y no se estimulan.

Para evitar que tu perro muerda los muebles, los zapatos e incluso a personas, proporciónale muchos juguetes para morder. Los juguetes pueden utilizarse como forma de entretenimiento y distracción para tu perro.

Los labradores también tienen una curiosidad natural y les encanta vagar y explorar. Si tu perro juega en el patio trasero, asegúrate de que está bien protegido con una valla. Los labradores también son conocidos por cavar, así que vigila siempre a tu perro cuando esté fuera.

Cuando pasees a tu Labrador Retriever, es importante que lleve un collar y una correa. Incluso puedes considerar la posibilidad de utilizar un arnés (nosotros te recomendamos usar arnés). Los labradores son perros bastante fuertes y podrían alejarse si no tienes cuidado.

A los labradores les encanta estar al aire libre, así que recuerda revisar a yu perro a menudo en busca de garrapatas, parásitos y otras plagas no deseadas. Los labradores más enérgicos también pueden volver a casa con cortes y rasguños por correr y jugar.

Nutrición y alimentación del Labrador Retriever

Los Labradores Retriever son propensos a la obesidad y siempre están dispuestos a comer un poco más. Es muy importante asegurarse de que estás dando a tu Labrador la dieta adecuada y limitando las chuches para mantener un peso saludable.

Dependiendo del peso y el nivel de actividad de tu perro, debe darle entre 2 y 4 tazas de comida de alta calidad al día. Revisa la tabla de cantidad recomendada por la marca de pienso.

Lo mejor es alimentar a tu labrador tres veces al día, dividiendo la cantidad diaria aprobada en tres comidas diferentes. Las comidas múltiples evitarán que tu perro pida más comida en determinados momentos del día. También será mejor para su digestión y evitará problemas estomacales por engullir demasiada comida demasiado rápido.

Un alimento para perros de calidad tendrá un gran equilibrio de carne, verduras, cereales e incluso fruta. Busca siempre ingredientes de alta calidad, como una fuente de carne fiable (pollo, no harina de pollo), y productos orgánicos y naturales.

Puede que incluso quieras hablar con el veterinario sobre la creación de una dieta especializada para tu labrador si notas que gana peso con facilidad.

Color del pelaje y aseo del Labrador Retriever

El pelaje doble del Labrador Retriever es uno de sus rasgos más distintivos. Es corto, grueso y denso. Incluso puede resultar un poco duro en la mano. Por otro lado, la capa inferior es más suave y resistente a la intemperie, lo que les protege del frío y del agua.

El Labrador Retriever se presenta en tres colores principales: negro, amarillo y chocolate. Según el American Kennel Club, no deben tener ninguna mancha o pelo de otro color mezclado en su pelaje.

Debido a su pelaje grueso y denso, debes cepillar a tu labrador con regularidad. El cepillado, al menos una vez a la semana, reducirá la muda y eliminará el pelo muerto. También puedes darle baños una vez cada uno o dos meses para mantenerlo limpio.

Comprueba que los oídos de tu perro no tengan cera ni suciedad acumulada para prevenir las infecciones de oído. Recuerda utilizar un limpiador de oídos aprobado por el veterinario cuando limpie los oídos de tu labrador.

Además, cepilla los dientes de tu perro a diario o varias veces por semana para evitar que sufra problemas dentales, como enfermedades de las encías y caries.

Niños y otras mascotas

Cuando se le socializa adecuadamente desde cachorro, el Labrador Retriever se lleva muy bien con personas de todas las edades y con la mayoría de los animales domésticos. Los labradores son muy amables y dóciles, por lo que son ideales con los niños.

Los Labradores Retriever también son muy buenos con otros perros y mascotas, incluso con los gatos. Una vez introducidos correctamente, los labradores serán muy amistosos. Los labradores serán incluso amistosos con perros que no conocen.

Puedes llevarlos a parques para perros para que se socialicen adecuadamente. Esto también les dará la oportunidad de juguetear con otros perros, sacando el exceso de energía.

Un poco más del Labrador Retriever

Gracias a su personalidad humilde y amable y a su espíritu divertido, el labrador sigue siendo un perro perfecto para la mayoría de los hogares.

Los labradores están considerados como una de las razas de perro más versátiles del mundo. Gracias a su determinación y a su afán de agradar, esta inteligente raza se ha utilizado para la detección de drogas y bombas, la búsqueda y el rescate, la terapia y el trabajo de perros de servicio. También podrás ver a los labradores como perros lazarillos y visitando hospitales infantiles.

Existe el mito de que cada color de labrador tiene una personalidad distinta o varios rasgos. Por ejemplo, algunos creen que el labrador amarillo es el más perezoso, mientras que los labradores negros suelen ser los mejores cazadores, pero todo esto es falso y no está respaldado por la ciencia. La personalidad de tu labrador no tiene nada que ver con su color. De hecho, ¡los tres colores pueden nacer en una misma camada!

Si está buscando un compañero juguetón, leal y cariñoso, no busques más que el Labrador Retriever. Por algo este perro es uno de los más populares del mundo.

Conclusión final sobre la guía completa del Labrador Retriever

Si está buscando un compañero juguetón, leal y cariñoso, no busques más que el Labrador Retriever. Por algo este perro es uno de los más populares del mundo.

Nosotros estamos felices de tener a Rambo desde el primer día. Es un compañero fiel y siempre está feliz, por eso, os recomendamos mucho esta raza de perro, ya que lo disfrutareis mucho los dos juntos. Esperamos que nuestra guía completa del Labrador Retriever os haya servido y próximamente podáis adoptar a esta maravillosa raza de perro.

Labrador Retriever vs Pastor Alemán: Diferencias y similitudes entre las razas
Índice de contenidos

Cuéntanos tu historia

cuéntanos tu historia perruna

A Rambo y Bella les encanta conocer diferentes historias de perros. Si lo deseas, puedes ponerte en contacto con nosotros para contarnos la historia de tu amigo peludo, consejos o cualquier tipo de sugerencia.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rambo y Bella
Rambo y Bella
Ir arriba